Buscar
  • MDyC Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía

EL MDyC CONSIDERA INACEPTABLE QUE UN EJECUTIVO SE GASTE CERCA DE 150.000 € EN PLANTAS CADA DOS MESES



Desde el MDyC llevamos solicitando desde hace años la reducción de este gasto haciendo cambios importantes en la elección de especies de plantas ornamentales que realiza la Ciudad.


La Ciudad Autónoma de Ceuta ha dedicado más de 1.500.000 de euros en la última década a la compra de planta ornamental

Desde el Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía (MDyC) queremos volver a poner de manifiesto la falta de empatía de este ejecutivo al que nada le importan las verdaderas necesidades de la población ceutí, como demuestra con la prioridad que da a gastos absolutamente superfluos, como la adquisición de plantas ornamentales dejando en un segundo e incluso tercer plano las necesidades que presentan a diario los ceutíes en estos tiempos tan difíciles.


Entendemos que las zonas verdes deben mantener un nivel óptimo y somos conscientes de las labores de conservación que requieren, pero esto no debe ser una burla ni una excusa para saquear las arcas públicas y obviarlas necesidades que padecen muchas familias de nuestra ciudad, por eso nos resulta indignante que se destine casi 150.000 € a plantas que tienen que ser sustituidas cada dos meses cuando en nuestra ciudad aumenta, por desgracia, el número de familias en situación de vulnerabilidad y no tienen cubiertas las necesidades básicas.

La Ciudad Autónoma de Ceuta, por capricho del PP, ha dedicado más de un millón y medio de euros en la última década a la compra de planta ornamental. En este tiempo, no se han preocupado en sentar las bases para producir su propia planta ornamental o en seleccionar especies que no sean de temporada y tengan una duración superior a un año.

Curiosamente, las compras de plantas se han producido no a través del Servicio de Parques y Jardines sino que se han adquirido a través de OBIMASA, donde la partida para la compra de planta supone casi un 30% de su Capítulo II.

Esa cantidad destinada a la compra de flores, que no tienen otra función que la de adornar y que tienen que ser respuestas cada temporada, contrasta con la destinada a la Red Natura 2000 o la prevención de incendios forestales, que no supera los 50.000 euros en el presupuesto de este año.

La cantidad destinada en el Capítulo II de OBIMASA a la prevención de incendios forestales en los últimos años resulta ridícula si la comparamos con las destinadas a la compra de flores y más si tenemos en cuenta los incendios que han asolado la ciudad en los últimos 10 años.

Por todo ello, desde el Movimiento volveremos a pedir que se reformule el planteamiento realizado por parte del ejecutivo local para corregir todos los despropósitos en cuanto a la compra de flores.

Ceuta, 21 de abril de 2022

19 visualizaciones